Mirna Schindler reveló varios episodios de abuso en su niñez

Mirna Schindler reveló varios episodios de abuso en su niñez

por Rocio Toledo @rociotole_
Mirna Schindler
Compartir via:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

«A mí me pasó de todo». Con estas palabras, la periodista Mirna Schindler dio a conocer que también ha sido víctima de abuso sexual, en distintas etapas de su vida.

Esta mañana, en conversación con el panel de Bienvenidos (Canal 13), la comunicadora contó que cuando era muy niña, ella y su hermana sufrieron de tocaciones indebidas de un empleado de la farmacia de su abuelo.

«Él abuso de mi hermana y de mí, con tocaciones en mi caso. Con mi hermana fue un poco más allá, pero no llegó a la violación propiamente tal», dijo. «Yo me acuerdo que un día estaba en la casa de mi abuelita, en la cocina y digo: ‘el Gregorio me tocó’. ¡Tenía 5 años! Todos saltaron preguntando qué pasó», agregó.

«Yo lo tenía bloqueado (el recuerdo)… Lo más terrible es que mi abuelo lo echó y listo. Nunca pasó por una cárcel, nunca fue procesado por nada«, sostuvo Schindler.

Sin embargo, ese no fue el único episodio que vivió. Cuando tenía 18 años y se encontraba en Alemania, fue perseguida por un sujeto en medio de la calle. «Salgo arrancando, corro como en una película de terror. En Alemania dicen que hay que decir ‘fuego’ para que te ayuden», explicó la periodista, precisando que como era de noche no había nadie en el lugar, por lo que corrió hasta un edificio y tocó todos los timbres para que alguien la socorriera.

Mirna Schindler

Captura Canal 13

Asimismo, recordó que a los 12 años salió a comprar pan y en el camino un hombre la engañó diciéndole que necesitaba entregarle unos papeles a uno de sus profesores. «Yo voy caminando con este hombre, fue terrible. Cuatro de la tarde y cuando voy atravesando Tobalaba, algo tengo y digo: ‘no, ¿sabe qué? Lo voy a esperar en la panadería'», relató.

De acuerdo al testimonio de la periodista, estuvo media hora esperando al sujeto en aquel lugar. «Y cuando llego a mi casa, mi madre me estaba esperando. Me retó. Yo lloraba porque no entendía lo que estaba pasando», dijo.

«Después, con los años, me di cuenta. ¡Dios mío, qué me habría pasado! Podría estar desaparecida, muerta, violada (…) Por qué les digo esto, porque detrás de las tragedias está esta misma historia, que tú vas caminando y viene alguien, te toma, te lleva y te hace desaparecer, te destruye o te mata. Por eso este tema para mí es tan sensible», explicó.

Compartir via:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
0 comentario
0

También te puede interesar