Nuevos antecedentes en "caso Cangri" lo vinculan al tráfico de armas y drogas

por Rocio Toledo @rociotole_
Cangri

El caso de Sebastián "Cangri" Leiva suma antecedentes claves. Esto, luego que en la jornada de ayer uno de los sujetos que viajaba junto a él en Bolivia, prestara declaración ante la Fiscalía Departamental de Potosí.

Minutos antes de que se llevara a cabo la formalización de Narciso Villca, su abogado, Raúl Sandoval, aseguró a "Mucho Gusto" que a su cliente lo apuntaron con un arma, obligándolo a conducir la camioneta robada.

"Es una acusación en base a la declaración que mi cliente ha prestado, en la cual indica lo que ellos hablaban en el vehículo. Decían que ellos estaban protegidos, que se dedicaban al lavado de dinero", precisó al matinal.

Y agregó: "los involucrados, como también 'Cangri', se dedicaban al narcotráfico, al tráfico de armas y se dedicaban también a la internación de vehículos robados desde Chile".

[adsense]

Relato del quinto pasajero

Siguiendo con esta lógica, Villca afirmó que no eran cuatro personas las que se trasladaban en la camioneta, sino que cinco. De acuerdo a Las Últimas Noticias, el boliviano cuenta que se encontraba en Chile buscando trabajo pero, al quedarse sin dinero, recurrió a su concuñado, quien lo ayudó contactándolo con un amigo suyo que lo podía llevar de regreso a Bolivia.

El sujeto, de nombre Alex Díaz, lo recogió junto a otras tres personas, entre los cuales se encontraba su hermano, quien finalmente viajó con el grupo.

Así, el pasado 19 de febrero, Sebastián Cornejo, Villca, Díaz, Leiva y Germán Gundián -estos últimos hallados muertos-, emprendieron la fatídica travesía. Según el boliviano, "Cangri" era quien conducía y Gundián daba las indicaciones de la ruta a seguir. Todo esto, mientras hablaban sobre armas y drogas.

No obstante, la situación dio un vuelco cuando se detuvieron para que Gundián bajara a orinar, momento en que Díaz apuntó con un arma a los tres chilenos, obligándolos a descender del vehículo.

Aquella habría sido la última vez que estuvieron juntos. El viaje continuó con Villca al volante, siendo amenazado por Díaz, hasta que debieron bajar de la camioneta, puesto que quedaron en panne tras una persecución por parte de los que iba a comprar la Toyota 4Runner.

[adsense]

También te puede interesar

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Acepto Ver más